La venta de casas nuevas y su posterior compra, siempre exige que los compradores se fijen en ciertos detalles

 

La venta de casas nuevas está en auge. Cada vez surgen más opciones para los compradores que quieren invertir en un patrimonio en la ciudad o en el área metropolitana y ante eso, los compradores tienen que empezar a ser más meticulosos en los detalles que les permitan saber si una inversión es buena o no. Por ello, hicimos una lista de lo que se debe considerar ante la venta de casas nuevas.

 

Por lo general, antes de hacer una compra, podrás ver el departamento o la casa muestra que te permita saber si ahí te sentirás como en casa, o si valdrá la pena seguir adelante. En caso de adquirir la casa en preventa, revisa de forma rápida los precios para corroborar que te están dando el beneficio de comprar con un precio reverenciable. Toma nota de los detalles que no debes dejar pasar.

 

  1. Ventanas

No parece algo muy relevante a primer vistazo, pero en la venta de casas nuevas no puedes dejar pasar esto desapercibido. Te recomendamos revisar el diseño, los cristales, cómo cierran, la calidad. Esto es particularmente importante si tienes niños pequeños, o si eres amante de las buenas vistas.

 

  1. Losetas

Siempre revisa los pisos. Es algo en lo que nos fijamos poco pero después, cuando ya se compró la casa, es cuando vienen los problemas con los pisos. Checa el movimiento, el tipo de material e incluso lo fácil o difícil que podría ser mantenerlos limpios.

 

  1. Seguridad

En ninguna venta de casas nuevas pueden dejar de lado lo importante que es la seguridad. ¿Cuenta con casetas de vigilancia o con cualquier otro sistema que puedas controlar desde tus dispositivos móviles? La seguridad es vital y si las casas no cuentan con ella, no podrás sentirte tranquilo.

 

  1. Innovación

La venta de casas nuevas debe llevar consigo valor agregado. Busca innovación, que sean casas inteligentes y aseguren una inversión segura, valiosa y útil para el futuro. Si vas a luchar por tu patrimonio, ¡haz que valga la pena!